15.3.15

The End.

"I don't know what to say," he said.
"It's okay," she replied. "I know what
we are- and I know what we're not."
-Lang Leav


Y acá estoy, otra vez. Sin saber qué pensar.
Sintiendo como me desgarra la impotencia.
Quizás esté bueno no recibir explicaciones.
A lo mejor esta es la única manera de despedirse.
Sin despedidas. Sin cierre. Así como si nada.
Como si nada de esto jamás hubiese pasado.
Ya no queda otra más que aceptar que sí, que perdí.
Que esta batalla no íbamos a poder ganarla nunca.
Cada vez falta menos para que esto sea algo del pasado.
Cada vez falta menos para que nos crucemos por la calle,
y que no nos saludemos porque ya no nos reconocemos.
Por primera vez veo que lo mejor es esto.
Es no decir más nada, y seguir adelante.
Es olvidar todo lo malo, pero también cada risa, cada abrazo,
y meter todos los sueños que vivimos en una caja de recuerdos y cerrarla con llave.
Si hubo un tiempo en el que nada de esto existía, deseo volver a eso.
A cuando no eras parte de mi vida.
Porque ya no lo sos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario